Información 976 210 710 · www.seguroparadirectivos.com · www.rcprofesionalkalibo.com                        
Mapa del Sitio Web de Kalibo Contacte con Kalibo
Identifíquese / Regístrese
Ya soy usuario de readyshop
Introduce tu usuario y contraseña para identificarte en la web.
Usuario:
Password:
Quiero ser un usuario de readyshop
Si todavía no tienes una cuenta de usuario de nuestro sitio, utiliza esta opción para acceder al formulario de registro.
Te solicitaremos la información imprescindible para agilizar el proceso de compra.
Usuario Público

Tema de Actualidad


 

 

   <<Ir a página principal de Noticias sobre tu Mascota


Preparando las primeras vacaciones del año: el avión.

Las exigencias generales para que la mascota pueda viajar con una aerolíneas.

Es el momento de comenzar a preparar las primeras vacaciones del año. Un amable lector nos comentaba en una atenta carta los complicados pasos que tuvo que dar para conseguir que el viaje en avión no fuese traumático para su mascota.

Una exigencia general que aplican todas las aerolíneas es la de la edad mínima del animal. Para poder viajar en avión, nuestra mascota debe tener al menos 8 semanas de vida.

Dentro de esta exigencia general, hay distintas formas de viaje: en la cabina o en la bodega. Los perros y gatos son los únicos animales permitidos para su traslado tanto en cabina como en bodega.

Hemos elegido una compañía española Spanair para que nos explicase las distintas exigencias para cada caso.
Para que su mascota viaje en la cabina, deberá comunicarlo en el momento de hacer la reserva, ya que solo se permite un número determinado por avión. El vuelo no deberá superar las 4 horas continuadas de viaje entre el origen y el destino.

Las aerolíneas permitirán que sea despachado como equipaje de mano siempre y cuando sea de tamaño pequeño y no pese más de 6 kg. Así podrá ser transportados en cabina dentro de un contenedor cerrado especial, no pudiendo superar las siguientes medidas: 50 x 40 x 25 cm.
 
En cuanto a la tarifa que pagará su mascota, será despachado como equipaje de mano y se facturará como exceso de equipaje sumando el peso del animal y el peso de la jaula. Su mascota no podrá salir del recipiente mientras esté en la cabina siendo responsabilidad del pasajero su cuidado y se ubicará debajo del asiento del pasajero o debajo del asiente del pasajero de enfrente.

Es conveniente darle un baño a su mascota antes del viaje porque algunas compañías rechazan a los animales con mal olor que podrían resultar molestos para el resto del pasaje. No le permitirán elegir los asientos correspondientes con las salidas de emergencias.
 
En el caso de perros lazarillos se les permite viajar en cabina cuando su dueño necesite de su orientación para desplazarse. No se olvide llevarlo con bozal porque es una condición para el embarque en cabina, no ocupan lugar y tendrá que ubicarlo a su lado sin que entorpezcan al resto de los pasajeros. No pagan pasaje, es decir viajan gratis tanto en cabina como en bodega y no tienen restricciones con respecto a su peso o tamaño.
 
Para que su mascota viaje en bodega deberá ir acondicionada en una jaula de transporte en bodega que puede ser solicitada en el aeropuerto a través de las líneas aéreas o bien puede comprarla en las tiendas especializadas.

Ahí comienza un largo peregrinaje, ya que el dueño de una mascota deberá verificar que las jaulas y recipientes sean los reglamentarios y que tiene las proporciones correctas.

También deberá comprobar que el cierre de la jaula funciona correctamente, verificando la capacidad de absorción del suelo de la jaula y, sobre todo, que la jaula esté perfectamente identificada.

En nuestro próximo número daremos recomendaciones para los días anteriores al viaje y los cuidados que necesitará su perro o gato. 
 

 

 

© Kalibo Correduria de Seguros. - Todos los derechos reservados
Powered by Readyweb 5