Información 976 210 710 · www.seguroparadirectivos.com · www.rcprofesionalkalibo.com                        
Mapa del Sitio Web de Kalibo Contacte con Kalibo
Identifíquese / Regístrese
Ya soy usuario de readyshop
Introduce tu usuario y contraseña para identificarte en la web.
Usuario:
Password:
Quiero ser un usuario de readyshop
Si todavía no tienes una cuenta de usuario de nuestro sitio, utiliza esta opción para acceder al formulario de registro.
Te solicitaremos la información imprescindible para agilizar el proceso de compra.
Usuario Público

Economia de Bolsillo

 


  

<<Ir a página principal de Noticias sobre tu Mascota



 
El precio de la vivienda libre sube por primera vez desde 2008.

El precio medio de la vivienda libre subió un 0,5% en el último trimestre de 2014, con lo que se anotó así su primer aumento trimestral desde comienzos de 2008, el ejercicio del inicio de la crisis.

A pesar de este avance trimestral, el precio de los pisos cerró el ejercicio 2014 con descenso interanual del 0,3%, porcentaje aún negativo, pero más moderado que el del 4,2% registrado en 2013.

El precio de la vivienda encadenó en 2014 siete ejercicios consecutivos de descensos, en los que ha acumulado un ajuste del 30,4% desde los precios máximos que tocaron precisamente en 2008.

En cuanto a tipos de vivienda, tanto la nueva como la usada concluyó 2014 con subidas de precios. Los pisos de menos de dos años de antigüedad se encarecieron un 1,2%, hasta los 1.517 euros por metro cuadrado, y las de más años un 0,2%, hasta 1.441 euros.

En el segmento de la vivienda protegida (VPO), el valor del metro cuadrado se situó en 1.099,9 euros en el cuarto trimestre de 2014, con un descenso interanual del 0,3% y un avance intertrimestral del 0,2%.


   Termina el "eterno hundimiento" del mercado hipotecario.
Otro indicador que avala el cambio de tendencia: el mercado hipotecario que, durante 2014,  ha frenado su desplome.

Después de siete ejercicios consecutivos en caída libre, la concesión de hipotecas para la compra de vivienda vuelve a crecer.

Exactamente, el número de nuevos préstamos subió un 1,6%, hasta los 202.954. El mercado pone fin, de este modo, a su eterno hundimiento: -27,1% en 2013, -33% en 2012, -32,8% en 2011, -6,6% en 2010, -22,2% en 2009, -32% en 2008 y -7,7% en 2007.

El volumen medio de los créditos ha pasado de 150.000 euros en 2007 a los 100.000 en 2013. Al aumentar la cifra de hipotecas y su tamaño, el capital total prestado también repunta.

En concreto, un 3,8% en el conjunto de 2014, hasta 20.727 millones de euros. En los últimos ejercicios esta partida había registrado, como todo el sector, caídas de dos dígitos.




¿Qué comisiones bancarias se pueden evitar?
Eludir el cobro de comisiones por mantenimiento de cuenta, por hacer transferencias o por el cobro de cheques, es uno de los principales motivos argumentado a la hora de cambiar de entidad bancaria.

A día de hoy, las comisiones siguen actuando como cortapisa para los clientes bancarios.

El 58% de los usuarios que prevé cambiar de entidad principal este año lo hará para evitarlas, según se desprende de una encuesta llevada a cabo por  Bankimia. Con todo, algunas de las comisiones más habituales se pueden evitar o rebajar considerablemente. Éste sería el caso de las comisiones de mantenimiento y administración en cuentas corrientes.

También, si bien no siempre, en las transferencias. Habitualmente no se cobra por ellas si se llevan a cabo por internet. En caso de ser gratis, se aplica a operaciones a nivel nacional o europeo. En las entidades tradicionales, estas comisiones se pueden evitar, habitualmente, a través de la vinculación con la entidad.

Esto es, domiciliando los ingresos periódicos a través de las cuentas nómina, que pueden conllevar también el acceso a otros productos sin que se añada ningún otro tipo de gasto como, por ejemplo, las tarjetas.

A la hora de retirar dinero de los cajeros automáticos también hay que estar alerta. Y es que cada vez que se emplea un expendedor de un banco o red diferente al del emisor de la tarjeta es probable que se añada una comisión.



Cómo financiar los arreglos de casa.
Actualmente, apenas existen hipotecas exclusivas para la financiación de obras en casa. Para ello, se pueden seguir empleando con dicha finalidad préstamos personales o productos bancarios diseñados exclusivamente para financiar las obras en una vivienda. Sus características globales son similares a las de los préstamos al consumo.

A día de hoy, la gran mayoría son a tipo fijo y sus puntos de partida se mueven entre el 5,25% y el 7,75%. Pero éste puede ser superior, en función de la vinculación que asuma el cliente con la entidad.

Esto hace referencia a la domiciliación de la nómina o seguros sociales; en caso de tratarse de un trabajador autónomo, además de varios recibos, es necesaria la contratación de otro producto, como una tarjeta de crédito o un seguro gestionados por la entidad.

En cuanto al volumen de financiación, no acostumbra a superar los 60.000 euros y el plazo de amortización oscila entre los cinco y los ocho años. De añadir alguna comisión, suele ser la de apertura, entre el 1,00% y el 1,50% con importes mínimos que pueden ir de 60 a 100 euros.

Respecto a los requisitos de su concesión, son similares a los que pueda tener cualquier otro tipo de préstamo personal.


<<Volver


 
© Kalibo Correduria de Seguros. - Todos los derechos reservados
Powered by Readyweb 5