Información 976 210 710 · www.seguroparadirectivos.com · www.rcprofesionalkalibo.com                        
Mapa del Sitio Web de Kalibo Contacte con Kalibo
Identifíquese / Regístrese
Ya soy usuario de readyshop
Introduce tu usuario y contraseña para identificarte en la web.
Usuario:
Password:
Quiero ser un usuario de readyshop
Si todavía no tienes una cuenta de usuario de nuestro sitio, utiliza esta opción para acceder al formulario de registro.
Te solicitaremos la información imprescindible para agilizar el proceso de compra.
Usuario Público

El Veterinario. Nuestro Guía

 

 
 
<<Ir a página principal de Noticias sobre tu Mascota

  

Los perros no padecen insomnio 

Sin embargo, algunos motivos le pueden ocasionar pérdida de sueño


Un perro sano, de mediana edad (entre dos y diez años), duerme unas diez horas durante la noche. Por el día descansa y, aunque parezca que duerme, en realidad se encuentra en un estado de vigilia, es decir, no alcanza un sueño profundo. "Descansará con un ojo abierto y los sentidos atentos a cualquier cosa que le llame la atención", explica la veterinaria María Victoria Acha.

El insomnio crónico que padecen algunas personas no se registra en los perros, aunque sí es posible que el can cambie su ciclo del sueño porque es muy mayor. Esto puede suceder a partir de los 11 años. En este caso el animal dormirá más durante el día, lo que afectará a su descanso nocturno.

Vamos a exponer algunos de los motivos más frecuentes por los que el can no duerme bien. 

Los ruidos
Los perros temen los ruidos de petardos o fuegos artificiales que las provocan niveles de ansiedad muy elevados. Tanto es así, que algunos necesitan medicación para calmarse y poder dormir. A los canes que padecen este tipo de reacciones frente a los ruidos se les administran ansiolíticos de manera puntual, poco antes de que comience la fecha en la que se prevén este tipo de ruidos, así como mientras duran los festejos con petardos y fuegos artificiales.

El dolor
El dolor es una de las causas más habituales por las que el perro duerme mal. Es el caso del dolor provocado por enfermedades degenerativas como la artrosis o por molestias en la columna vertebral.
Cuando el animal no duerme bien, se despierta por la noche y no descansa, es recomendable acudir al veterinario. De esta manera se podrá descubrir si el perro sufre dolor debido a alguna enfermedad y aplicar un tratamiento. En cuanto se reduzcan los síntomas, recuperará la calidad de su descanso.

Problemas de salud
Las enfermedades que provocan que el perro esté sobreexcitado, como una disfunción del tiroides o la encefalitis (inflamación de las meninges), afectan a su sueño. También son causa de mal dormir "los problemas cardiacos y respiratorios, así como la tos", añade la veterinaria. Un buen cuidado de la salud del animal influirá a la vez en la protección de su descanso.
Comidas pesadas
Los trastornos digestivos también alteran el sueño canino. Una cena copiosa y a deshora puede afectar a la calidad del descanso del perro. Las digestiones pesadas no ayudan al animal a conciliar un sueño de calidad.
Es recomendable dejar un margen razonable de tiempo (al menos una hora) entre la última ración de su comida y la hora habitual de dormir de toda la familia.

Consecuencias 
Un perro que no duerme bien puede mostrarse cansado, apático, inquieto, irritable y nervioso. Las relaciones sociales y la dinámica social del perro (con su familia humana y con otros congéneres) quedan alteradas por la falta de un descanso de calidad.

Los ansiolíticos pueden ser la solución para recuperar el sueño (siempre con prescripción veterinaria), en el caso de perros seniles y otros con cuadros de ansiedad debido a los petardos, los fuegos artificiales o las tormentas.

En cualquier caso, un perro dormirá más a gusto en el lugar de la casa que él elija. Conviene respetar el rincón que escoja y colocarle allí su cama.

 

© Kalibo Correduria de Seguros. - Todos los derechos reservados
Powered by Readyweb 5